Páginas

jueves, 19 de abril de 2018

2018 - 04 Cinco Puntales en la Calderona (Náquera) / A+ 513 m / 13,18 km


...






Este DOMINGO la ruta propuesta era seguir una que hizo Emilio Vera en enero de 2017.

Subiríamos a cinco lomas o Puntales y lo haríamos al revés en que lo hizo él para así tomar al principio la subida más empinada y también la mayor elevación y de esta manera poder almorzar en la cima del Montcudio.

Así pues aparcaríamos en la Font de l’Or en Náquera y desde allí subiríamos primero al Puntal de Mateo y después al Montcudio, donde previsiblemente almorzaríamos. Descenderíamos y pasaríamos más tarde por la Font del Salt.


Subiríamos a continuación al Puntal del Meliquet, al Puntal de Penya Roja y al Puntal de los Moros, regresando a los coches. 

Esta ruta tiene la particularidad de que como a la mayoría de estos puntales se sube y se baja por la misma senda, cada uno puede elegir si quiere subir o no a alguno de estos picos y esperar a que bajen los otros y así uno mismo se puede adaptar según prefiera.

A la cita acudieron Ángela, Pili, Mari, Ana, Jose, Nolo, Quico, Manuel Carlos y un servidor.
A las 8 de la mañana estábamos en el parking de la Fuente del Oro, en Náquera, dispuestos a disfrutar de un precioso día que se mantendría brumoso, lo que no nos vino mal para que no hiciera tanto calor.



Comenzamos a caminar por asfalto hasta la bifurcación del Pozo de la Fonteta donde giramos a la izquierda.








A nuestra derecha y al frente podíamos ver la imponente figura del Pi del Salt.





Y asomando también por la derecha la Mola de Segart.


 Llegamos al siguiente cruce de pistas y tomamos la senda que sube en ascenso por la izquierda y que nos llevaría a la cima del Puntal de Mateo.




Esta senda tiene un tramo de unos 15 metros bastante empinado y disgregado, por lo que hay que tener precaución para no resbalar.







A lo lejos se podía ver Serra y a su izquierda el Convento de las Carmelitas Descalzas, que en la siguiente imagen ampliamos con el zoom.








La cima del puntal de Mateo es bicéfala ya que tiene dos puntos elevados. Primero fuimos al de nuestra izquierda.







Y después al de la derecha, donde hicimos la primera de las cinco fotos cimeras.


 A nuestra derecha veíamos el Montcudio. A continuación bajaríamos, le daríamos la vuelta por la izquierda por su base, subiríamos y recorreríamos su cresta hacia la izquierda según se ve la imagen inferior.


Primera cima: Puntal de Mateo.


Aquí tomando ese tramo empinado de la bajada con precaución.


El Alt de la Creu, al que no nos acercaríamos en esta ocasión.





Allá arriba estaba la cima del Montcudio. Ya estábamos bordeándolo por su base. Vimos que había un grupo de senderistas que lo estaban subiendo directamente pero nosotros continuamos la pista.


Entre los pinos asomaba la silueta del Castillo de Serra, que aún conserva algunas murallas almenadas.






Desde la pista cogimos la senda de subida. 



 En un punto pasamos al lado de una pequeña hoquedad.







 Llegamos a la parte superior y recorrimos la cresta del Montcudio hasta su extremo.





Allí encontramos un lugar para sentarnos a almorzar con estas estupendas vistas.

 






Manuel Carlos nos acercó desde aquí con su cámara el Convento de las Carmellitas,  el Castillo de Serra y las antenas del Alt del Pi.





 Segunda foto cimera: Montcudio.







Repitiendo el recorrido en el descenso.




Al llegar a la pista continuamos por ella, cruzamos el Barranc del Meliquet y tomamos una senda que nos volvió a bajar al barranco para continuar por su lecho.










La senda nos llevó a continuación al paraje de la Font del Salt, donde lo primero que llama la atención este sinclinal.


Bajamos por la senda para acercarnos al lugar donde en épocas húmedas o de recientes lluvias, cae el agua formando un salto o brota agua de la pared.

 






Llegamos al lugar pero sólo se mantenía algo de humedad en la pared. 


 Volvimos a la pista y al poco nos salimos por la senda que nos llevaría  a la cima del Meliquet. Esta senda está bastante difusa por momentos y nos vino bien guiarnos por el gps.




Tercera cima: Puntal de Meliquet.



Ahora tocaba volver a bajar y subir por la senda de enfrente hasta el puntal de Penya Roja.



 Muy buenas vistas desde allí.


Cuarta cima: Puntal de Penya Roja.


Y allí enfrente tenemos el Puntal dels Moros. Último de la mañana.






Quinta cima: Puntal dels Moros.




Descendimos y volvimos a la pista y ya sólo quedaba seguir hasta el Pozo de la Fonteta y repetir ese tramo de camino hasta llegar de vuelta a la Fuente del Oro.




Así terminamos esta ruta sencilla y cercana pero que sirve perfectamente para llenar una buena mañana senderista y disfrutar del monte y sus paisajes. No quedó muy contento el monstruo de la roca, que nos miraba uraño porque lo volvíamos a dejar solo ¡Tranquilo. Volveremos!





Un saludo a todos y hasta la próxima.
Podéis descargar el track de la ruta pulsando aquí: PABLOONCE


No hay comentarios:

Publicar un comentario

He puesto un filtro anti-spam. Los comentarios primero me los manda el blog a mi correo para aprobación y después se publican. Si cuando le dais a "enviar" aparece un mensaje arriba de la página, es que todo está ok. Vuestro mensaje aparecerá en breve.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons.