Páginas

domingo, 24 de febrero de 2013

0097 - Vértices Geodésicos C.V.: Eixar (1094 m) / A+ 800 m / 24,46 km

...
"¿Por qué no te vallas?






Este “domingo” la ruta propuesta era subir al Vértice Geodésico nº 97 en altura de la Comunidad Valenciana, Eixar, con 1094 m de altitud,  situado en el Término Municipal de Bocairent, Alicante.

Recorreríamos en esta ocasión la Serra de la Font Freda, situada en La Vall d’Albaida, en pleno Parque Narural de la Serra Mariola. Nos dirigiríamos hacia Banyeres de Mariola y continuaríamos después por la CV-795 hacia Alcoy, aparcando sobre el Km 14. Subiríamos primero al Monte Sotorrón y continuaríamos por lo alto de la Sierra hacia el Noreste, donde cerca del Alt de la Replana descenderíamos hasta la Casa Serrat, desde la que marcharíamos hacia la izquierda para dirigirnos al Vértice Eixar. Seguiríamos después por los cortafuegos y la zona del Buixcarró, pasando por la laguna y regresaríamos a los coches.


 Aquí podéis ver el vídeo de la Simulación de Vuelo sobre el track que he preparado para que os hagáis una idea fiel del recorrido:


A la cita acudieron Mari y Jose, Ana, Manuel Carlos y un servidor. Las previsiones eran de bastante frío ya que se anunciaban -10 grados de sensación térmica en la zona, pero cuando llegamos había unos reales -2º y como no hacía viento, que era el que iba a aumentar la sensación de frío, pues nosotros tan contentos.  De todas formas nos lo pusimos todo encima y no nos sobraba nada al principio.



Comenzamos a subir ya con mosqueo, porque una valla cinegética nos acompañaba a nuestra izquierda y ya vimos que nos impediría regresar por donde habíamos previsto.







Subimos primero, para calentar, al monte Sotorrón en el que en el mapa decía que había un vértice de 4º orden que, aunque no era nuestro objetivo, ya que estábamos allí... Estuvimos buscando por arriba pero lo único que vimos fue un montón de piedras con los restos de una cruz.


Desde arriba, lo primero que pudimos reconocer fue la cruz que había en lo alto de la Sierra de Onil,  cuando subimos a los Vértices Cenozosa y Reconco.






Seguimos ahora por la cresta con visión a ambos lados y llevando siempre a nuestra izquierda la valla del enorme "coto de concentración". Al fondo una sucesión de montañas envueltas en la neblina,  y hacia atrás podíamos ver la Sierra del Fraile, donde está el Despeñador y el Maigmó a su izquierda.





Al ver que la valla del coto de concentración no acababa y que seguía nuestro mismo itinerario durante kilómetros, crecían nuestras dudas de si podríamos esta vez llegar al vértice, que nos esperaba en las lomas cercanas de nuestra izquierda o tendríamos que volver otro día y atacarlo desde otra parte. Al final vimos que la valla terminaba y se dirigía hacia abajo, con lo que aunque fuera monte a través pensamos que podríamos llegar por ahí si la cosa se ponía difícil.


A algunos seguro que les suena esta imagen.


En esta primera imagen sí que se aprecia la silueta del puntiagudo Maigmó y en las centrales lo que veíamos a nuestra derecha, la Sierra de la Fontroja, con el Mejejador en lo alto, y en su ladera se aprecia en color blanco, el Santuario.




Seguimos con lo previsto y nos cruzamos en la pista con un senderista que venía de Alcoy. Estuvimos hablando y contándonos lo que teníamos previsto cada uno y sucedió como en el chiste:


“Dos hombres se movían muy de prisa y muy preocupados por los estrechos pasillos del supermercado con sus carritos de la compra, cuando en una esquina de un lineal chocan uno contra el otro estrepitosamente:


“Perdóneme usted, por favor, es que estoy buscando a mi esposa” dijo uno de ellos. “¡Pero qué coincidencia! yo también busco a la mía y ya estoy desesperado”. El primero respondió: “Bueno, tal vez nos podamos ayudar, he visto muchas mujeres por aquí, ¿Cómo es su esposa?”. “Es alta, de ojos expresivos, pelo castaño claro, piernas muy bien torneadas, esbelta, pechos firmes, en fin muy guapa… ¿y la suya?” ”Olvídese de la mía, vamos a buscar a la suya…”


Pues eso le pasó a Jordi, nuestro amigo senderista, que al ver nuestra propuesta decidió acompañarnos porque íbamos a pasar por sitios que él no conocía. 




Continuamos alegremente compartiendo experiencias pero llegamos a un punto en que nos topamos de frente con la valla de otro coto de caza. Estuvimos sopesando las opciones y teníamos casi claro el volver por la pista que habíamos venido y cortar por el valle cuando pudiéramos para ir directamente al vértice, pero sin saber si la extensión de los cotos nos impedirían la travesía. 

Jordi, que conocía la zona en general, se ofreció a hacernos de guía ahora y llevarnos por una pista hacia el paraje de El Somet, por lo que volvimos sobre nuestros pasos y cogimos la pista que nos bajó a la Masía  donde, al calorcito del sol, dimos cuenta de un magnífico almuerzo.












Mientras estábamos debatiendo sobre lo que haríamos a continuación, Jordi nos preguntó si habíamos estado en el Nacimiento del Vinalopó y que ya que estábamos ahí que si queríamos acercarnos a verlo. Fue como si le preguntan a un lobo si quiere guardar las ovejas. Consultamos los mapas y vimos que eso estaba a unos 5 km de allí y que aumentaría nuestro recorrido unos 6 km entre ida y vuelta. Habría que desandar 3 km de ese camino y regresar en subida para pasar por el vértice y volver por la pista de la mañana, lo que alargaría y endurecería nuestros planes. 

Otra opción que barajamos era ir desde El Maset directamente al vértice y bajar por el Manantial de la Fontfreda, visitar el nacimiento del Vinalopó y después seguir combinando pistas hasta llegar a la carretera, por la que tendríamos que circular durante 3 km hasta los coches, dando también un buen rodeo, más plano, pero menos atractivo. Opción que hubiéramos hecho de no ir Jordi con nosotros, ya que así haríamos la ruta circular y no tendríamos que pasar por los mismos sitios. Lo que pasa es que al final nos echamos la manta a la cabeza y decidimos aceptar la  opción de Jordi, ya que él también cambiaría sus planes yendo hasta allí y volviendo con nosotros hasta que, después del vértice, enlazáramos con la pista donde lo encontramos por la mañana y volvería desde allí a Alcoy. Terminaría su ruta particular con unos 45 km. Todo un hacha, el tío.


Salimos pues del apacible Maset y llegamos al paraje del Manantial de la Fontfreda que tiene agua y en el que había gente rellenando su botella.


Aún nos encontramos alguna valla más, ésta además electrificada para que los animales de dentro no se acercaran a ella.


Iniciamos ahora una fuerte bajada con unas muy buenas vistas del Mas de Guilella, una pasada de masía en la que parecía que iba a aparecer en cualquier momento el Conde con el batín puesto y la pipa en la boca a sentarse en su terraza a leer el periódico.






Por fin se escuchaba agua y llegamos al río Vinalopó, seguimos caminando por la senda de la izquierda refrescando nuestras retinas (aún hace frío para refrescarnos del todo) en sus cristalinas aguas.








Aquí os dejo un pequeño vídeo del paraje que muestra la foto central de arriba para que lo veais en movimiento.



Un poco más allá llegamos a la Font de la Coveta, lugar donde se dice que nace el río Vinalopó y que desemboca en el mar después de recorrer más de 100 km desde aquí. El agua nacía fresca y transparente y dicen los del lugar que se puede beber.





Iniciamos el regreso por donde habíamos venido, volviendo a pasar por el Mas de Guilella y afrontando la buena subida que antes habíamos bajado.


Una de las cosas buenas que tiene el ir y venir por el mismo sitio es que tienes otra oportunidad para no perderte nada del recorrido, ya que lo ves desde otra óptica. Así veíamos ahora claramente en la primera imagen toda la extensión del Montcabrer, y en la segunda y aumentadas en la tercera, la Sierra de Aitana con sus antenas esféricas y el Puigcampana con su característica hendidura.




El Cenezosa al fondo y a la derecha Banyeres de Mariola. En la segunda, aumentada con el zoom y en la tercera imagen Ana celebrando con alegría su primer vértice, el Eixar, 1094 m.





Ahora tocaba enlazar con la pista de la mañana, a la que nos dirigimos pasando por varias enormes balsas de riego.


Ahora había más luz para ver el Santuario de la Fontroja en medio de la ladera y más abajo, tirando de zoom, Aitana y Puigcampana.




Imágenes del regreso por la pista.








Ya casi llegando a los coches aún pudimos ver otra gran masía, en este caso la Masía Buixcarró, que tampoco se quedaba corta.




Al llegar a los coches decidimos ir directamente a una fuente que, en la penumbra de la mañana había visto Jose desde el coche cuando salíamos de Banyeres y hacía allí que nos fuimos. La fuente estaba fenomenal y el agua no muy fría. Procedimos al relajante baño de pies y cuando habíamos terminado llegaron dos mujeres a cargar agua y dijeron que normalmente en esta fuente había cola de coches para cargar garrafas de agua.



Así dimos por terminada esta ruta, en la que fuimos afortunados al tener un día luminoso y perfecto, no haciendo el frío y viento que nos estaba previsto y que la hubiera deslucido. Lástima el encontrarnos con las condenadas vallas, que la pena es que no haya ningún sitio donde puedas ver su existencia para así poder evitarlas de antemano y no tener que improvisar cambios en el momento.

Tuvimos suerte de conocer a Jordi, senderista de Alcoy, que hace honor al lema futbolero de "es más duro que el alcoyano", pues eso, una persona que hacía kilómetros sin despeinarse y con el que tuvimos todo el rato una muy agradable conversación, instándole a que se uniera a nosotros si le apeteciese cuando viera en el blog una ruta que le interesara.

Al final la pista fue mucha, el desnivel fue mayor que el previsto y sobre todo la distancia, pero gracias a todos los alicientes y al buen humor de siempre se nos hizo entretenido y pasamos una buena mañana de senderismo.




En el mapa topográfico podéis ver en azul la ruta que estaba prevista y en rojo la que al final resultó.


Un saludo a todos y hasta la próxima.
Podéis descargar el track pulsando aquí: PABLOONCE


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

He puesto un filtro anti-spam. Los comentarios primero me los manda el blog a mi correo para aprobación y después se publican. Si cuando le dais a "enviar" aparece un mensaje arriba de la página, es que todo está ok. Vuestro mensaje aparecerá en breve.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons.