Páginas

sábado, 8 de febrero de 2014

0187 - Vértices Geodésicos C.V.: Morrones (853 m) / A+ 800 m / 15,38 m

...

 

 



Este sábado la ruta propuesta era subir al Vértice Geodésico nº 187 en altura de la Comunidad Valenciana, Morrones, con 853 m de altitud,  situado en el Término Municipal de Cofrentes, Valencia.

Para llegar al punto de inicio seguiríamos la A-3 hasta Requena, salida 291 y después por la N-330, La Portera, Los Pedrones, Cofrentes. Hay que entrar por la entrada de Cofrentes Norte. Atravesaríamos el pueblo y después, por la izquierda cruzaríamos el Puente de los Arcos y aparcaríamos los coches, iniciando desde ahí el recorrido.


Cuando hacíamos la ruta del vértice de la Pedriza desde Teresa de Cofrentes hace dos semanas, veíamos desde la cresta a nuestra derecha el Valle de Sácaras y al frente, a lo lejos, unos cortados que tenían muy buena pinta y pensé en si sería posible organizar una ruta por allí. Buscando información enseguida vi que ya había estado por aquellos lares nuestro incombustible amigo Simón, que había seguido un track que también habían utilizado otros senderistas antes, como Biker077, Pepelik y otros.


Se trata de una ruta sencilla pero que tiene unas vistas increíbles al Valle de Sácaras, al Castillo de Chirel, al Júcar y al embalse de Embarcaderos.

Seguiríamos en esta ocasión el PRCV-181.1. Comenzaríamos  desde el Puente de los Arcos caminando por la margen derecha del Júcar y después nos adentraríamos en plena Reserva Valenciana de Caza de la Muela de Cortes donde empezaríamos a subir siguiendo el Camino del Barranco de la Cueva Negra, “otra”, que también veríamos de lejos, como en la ruta de La Pedriza. Pasaríamos por la Fuente Fría y más adelante nos saldríamos del barranco siguiendo una pista que nos llevaría a las antenas y desde ahí al vértice Morrones.

Seguiríamos el cortafuegos por la cresta hasta que éste nos bajara pronunciadamente hasta la Fuente de la Teja, desde donde caminaríamos próximos al margen del río Júcar hasta llegar a la Presa de Embarcaderos. En este embalse se juntan las aguas del Júcar y el Cabriel, terminando éste y continuando ya el primero en solitario su recorrido hacia el mar.

Por una pista que nos evitaría la carretera enlazaríamos con el camino de la mañana y volveríamos a los coches.



Aquí tenéis el vídeo de la simulación de vuelo sobre la ruta que he preparado para que os hagáis una idea fiel del recorrido.




A la cita acudieron Mari, Pili, Ana, Jose, Manuel Carlos y un servidor y con las 8 tocadas ya estábamos al lado del cartel del PR para iniciar el recorrido.


La mañana, según las previsiones, se presentaba muy ventosa pero sólo sufrimos sus embates en la última hora, cuando ya estábamos acabando. Por ahí arriba sí que parece que debía estar pegando fuerte ya que, con su furia, se había llevado la mitad de nuestro astro plateado.




  
 

Posiblemente ésta sea la ruta donde más cerca íbamos a estar de las torres de la Central nuclear.



 Caminábamos por una pista al lado del río Júcar, ya en la cola del Embalse de Embarcaderos y que parecía llevar poco caudal para estas fechas.


En la orilla vimos un muflón de buena cornamenta que estaba siendo molestado por un perro. Aprovechamos para intentar fotografiarlos y ambos se marcharon cada uno por su parte cuando nos fuimos acercando.





 Continuamos dirigiéndonos al Barranco de la Cueva Negra y en una de las primeras revueltas de la pista vimos una cueva de grandes dimensiones medio tapada por la maleza. Subí para intentar entrar en ella pero cuando estaba en la boca, al estar esta bastante cubierta de ramas y ser tan temprano, pensé que igual había todavía algún animal dentro descansando y me podía llevar una sorpresa, por lo que abandoné el intento.










 La pista ahora se movía en una dulce pero contínua subida que, ahora sí, nos dejó ver a nuestra izquierda pero de lejos la Cueva Negra, con una gran boca de entrada que al parecer no tiene continuidad.



A la altura más o menos de cuando debía estar la Fuente Fría, que no vimos, la pista que llevábamos se convirtió en una bonita senda que nos fue subiendo por el barranco hasta enlazar con la pista de la parte superior.


 
 



 Esperaba fotografiar un poco del interior de las torres cuando estuviéramos arriba, ya que estábamos más altos que ellas y bastante cerca, pero cuando llegamos vimos que para ello tendríamos que desviarnos demasiado hacia la derecha, por lo que lo descartamos.



Ya podíamos ver las antenas a nuestra derecha por las que tendríamos que pasar y a nuestra izquierda, camuflada por la masa boscosa, la caseta forestal en cuya base se encontraba el vértice de Morrones.





 A pesar del día nublado las vistas eran impresionantes a todos los lados desde allí arriba. Una pena que las cámaras no gestionen tan bien como nuestras retinas los ambientes de poca luz y no hayamos podido trasladar del todo la grandiosidad de los paisajes pero bueno, así teneís otra excusa para ir a verlos en directo.






Cofrentes y su castillo allá abajo.






 Final del Valle de Sácaras con el Collado Bayart y el pico Caroig al fondo.

 
En la parte izquierda del Valle de Sácaras podíamos ver en toda su longitud la muela por cuyas fajas caminamos hace unas cuantas rutas cuando subimos al vértice Cinto Cabra.


Y a la derecha del Valle, la loma de Las Pedrizas, desde donde veíamos con ganas esta atalaya hace dos semanas, al subir al vértice del mismo nombre.


Tras rebasar las antenas y, aunque el PR continuaba por la izquierda, nosotros tomamos la diestra para acceder directamente a la caseta forestal y al vértice Morrones.


 

Aquí arriba sí que soplaba el viento, por lo que ayudados por el monopié que me fabrique para atornillar la cámara a uno de los palos, tomamos las fotos de rigor y rapidamente continuamos.

 


 Bajando un poco y a resguardo ya del viento, enseguida encontramos un buen lugar para almorzar.





Ahora comenzaba la parte más interesante de la ruta, la empinada bajada por el cortafuegos, que nos iba a deparar unas vistas de excepción. Ya veíamos allá cómo la pista se dirigía a aquél bonito cortado, prólogo de lo que iba a venir a continuación.



Cuando nos acercamos a él las vistas que se nos fueron ofreciendo eran para emarcar, aunque hubieran sido ya perfectas con un poco más de luz. Ante la amplia visión, veíamos a la derecha el Morrón del Alto del Francho, abajo el río Júcar y a la izquierda el Castillo de Chirel que, desde esta perspectiva parecía situado en un enclave imposible.

Os dejo una sucesión de imágenes que hicimos entre los tres. Aunque ya he borrado muchas de las que tomamos por no ser repetitivo, me cuesta no mostrar todas éstas:

 
 
 
 

 

Allí arriba estaba el vértice y la caseta fotestal.















 















 

En una curva y de sopetón nos encontramos con la divertida bajada que íbamos a tener a continuación por el cortafuegos. Aunque está empinada se baja muy bien ya que el terreno no es resbaladizo.









Durante el descenso, que hay que hacer con precaución, era obligatorio pararse de vez en cuando para empaparse del paisaje que se nos ofrecía.

 

















Éste es el cortafuegos por donde descendimos y por donde transita el PR. Sus marcas, aunque profusas, están bastante desgastadas y se pierden de vez en cuando. 




 





 


Tras un buen rato de disfrute abocamos a una pista inferior que nos llevaría hasta la Fuente de la Teja.



 De la fuente cae un hilillo de agua, que ya es bastante para lo poco que ha llovido desde la primavera pasada.

 

La pista nos llevaba ahora paralelos al río Júcar y nos dirigíamos hacia la presa de Embarcaderos.










Al lado de la presa está el punto de atraque del barquito que hace la ruta fluvial.



 Mirando hacia las torres podía apreciarse cómo el pantano tiene poca agua ahora y se podía ver la diferencia de nivel en sus márgenes.




 Cofrentes ya a la vista.

 


Para evitar la carretera habíamos cogido una pista por la izquierda, que también está marcada como una variante del PR y que después todavía nos deleitó con un tramo de senda.






Volvimos a enlazar con la pista de la mañana que nos fue acercando hacia Cofrentes y hacia el lugar donde teníamos aparcados los coches.

 
 




Objetivo conseguido. Llegamos a los coches siendo las 13:30 horas y nos despedimos felicitándonos por la buena ruta que habíamos compartido, con unas vistas de excepción.





Un saludo a todos y hasta la próxima.
Podéis descargar el track de la ruta pulsando aquí: PABLOONCE

2 comentarios:

  1. Hola Pablo, muy buena y bonita ruta, yo la he hecho ya en tres ocasiones, ya sabes que como voy con dos grupos me toca repetir muchas, pero disfruto la segunda vez quizá más que la primera.

    Últimamente estás haciendo de las mías, digamos de las que a mi me gustan...jajjaja...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Muy buena ruta. Disfrutamos mucho con la bajada. Menudas vistas. Hay que aprovechar también todas las buenas rutas que se comparten. Es un lujo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar

He puesto un filtro anti-spam. Los comentarios primero me los manda el blog a mi correo para aprobación y después se publican. Si cuando le dais a "enviar" aparece un mensaje arriba de la página, es que todo está ok. Vuestro mensaje aparecerá en breve.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons.