Páginas

sábado, 15 de octubre de 2011

09-GR 7 - Etapa 9 del GR7 Comunidad Valenciana: de Chelva a Andilla / A+ 1058 m / 30,14 km

...

Esta semana hemos hecho nuestra 9ª etapa del GR7 a su paso por la Comunidad Valenciana: de Andilla a Chelva (o viceversa). Como siempre, nos dividimos en dos grupos para solventar el problema de los coches. En el tramo oficial iban Kiquet, Carmen_K, Mari y Jose, que lo harían en el sentido habitual, de Andilla a Chelva y en el otro grupo íbamos Manuel Carlos, Juan Carlos y un servidor, que lo haríamos al revés, de Chelva Andilla.

A las 8 de la mañana comenzamos a caminar. La mañana se presentaba con posibles lloviznas al final de la mañana, pero que en nuestro caso fueron sustituidas por unas leves gotas al comenzar la andadura.

Salimos del área recreativa de Chelva y cruzamos el pueblo pasando por muchas fuentes y por el lavadero municipal.


Las oscuras nubes se iban abriendo poco a poco y la temperatura era muy agradable para caminar. No pasamos por la Fuente de la Gitana, sino que seguimos rectos por el lateral de la plaza de toros.


Continuamos por la pista que nos llevaría a la Rambla de Alcotas. Un poco antes del cruce con el Barranco del Mas de Herrero debíamos habernos desviado por una senda que nos saldría por la izquierda, pero no la vimos. Esta etapa de GR está muy falta de marcas y están repintadas las que vienen en el sentido habitual, de Norte a Sur, pero al revés es más fácil confundirse. Como digo, nos dimos cuenta pasados unos 200 metros. Yo intenté subir un poco por la ladera para ver si enlazaba con el track pero se iba bastante y volví a la pista.


Nos quedamos mirando la rambla y nos apetecía más tirarnos por dentro. Nosotros no somos muy puristas en esto de seguir las marcas del GR, así que seguimos por la rambla y nos encantaba ese recorrido. Al poco vimos la Fuente del Lapicero, que tenía agua. Llegamos a un punto en que el barranco hace un giro brusco a la izquierda y ahí se estrechó mucho el paso y tuvimos que apartar las zarzas con los palos, e incluso hacer un par de trepaditas.


Nos encontramos de frente con una presa de avenidas y subimos por la izquierda para sortearla.


Enlazamos de nuevo con el GR en el punto en que éste, para los que vienen de frente, sale del barranco y va a dar a donde nosotros nos debíamos haber desviado y pudimos comprobar cómo en ese sentido sí había profusión de marcas para no equivocarse. Un poco antes de llegar a la pista, cuando llevábamos 12 km, nos dispusimos a almorzar en un lugar fresco y agradable. Un lugar peligroso pues se estaba demasiado bien.

Seguimos ahora por una pista de tierra en un largo ascenso que nos llevó hasta el Collado de Cavas. Un leve descenso y otro largo tramo de pista en ascenso. Cuando llevábamos 15 km nos encontramos con la otra parte del grupo. Nos tomamos un café rapidito, nos intercambiamos anécdotas del recorrido que íbamos a pisar, nos hicimos la foto de grupo y reemprendimos la marcha.




Cuando llegamos a las proximidades del Caserío de Alcotas, aunque el GR sigue recto, nosotros teníamos previsto entrar para reponer y degustar el agua de la fuente de la plaza. Así lo hicimos y continuamos después sin más dilación.


Anduvimos un tramo por la carretera, después un tamito corto de pista y más tarde la abandonamos por la derecha para adentrarnos en el Barranco de la Torda. Esta parte ya la conocía pues la habíamos recorrido cuando hicimos antes del verano la ruta del vértice Altos (1289 m). Este barranco me resultó, al igual que la vez anterior, muy agradable de recorrer por su senda "de a uno", como tiene que ser.


Llegamos a la Fuente de la Torda, que lo fue tal en su día, pero que ahora está seca y en su lugar hay un depósito de agua con un abrevadero.



Antes de comenzar la bajada podíamos observar a nuestra izquierda las antenas de la Salada, y a la derecha el Pico del Peñaparda, cuyo vértice conquistamos en otra ocasión tras una dura ruta. Hasta ahora todo había sido subida, como se puede apreciar en el gráfico de desnivel y ahora, cuando por fín llegó la esperada bajada, tuvimos que hacerlo por una sendita esquivando las piedras y aliagas cuando hubiéramos deseado en este momento un cómodo descenso por una de las múltiples pistas por las que habíamos pasado.

Llegamos a La Pobleta y paramos a beber en la fuente donde nos refrescamos la vez anterior, que tiene un abrevadero con agua transparente y un gran chorro constante. Unas calles más allá volvimos a probar otra fuente situada en una plaza.



Saliendo de La Pobleta, vimos un árbol en un huerto que tenía unos melocotones muy pequeños pero que al probarlos estaban buenos. En eso estábamos cuando nos sorprendió un lugareño en plena faena, al que saludamos y nos fuimos con viento fresco. Tras una penúltima subida por el "Camino Medieval" llegamos a un Peiró con panel explicativo, en el que decía que en ese lugar se ajusticiaba a los ladrones y malhechores en aquellos sombríos siglos... en ese momento nos acordamos de los melocotones y lo que podía habernos pasado en otra época.

Pasamos por lo que llaman el puente medieval, reconstruido y, con una última subida de regalo llegamos a los coches siendo las 15:06.


Nos lo habían dejado aparcado estratégicamente al lado del lavadero y, aunque estaba vacío por limpieza, caía un buen chorro de agua helada que nos vino muy bien para calmar nuestros cansados pies.


En un banco a la sombra sacamos las neveritas y disfrutamos al fresco de una buena comida, emprendiendo después, con calma, el regreso a casa.




Un saludo a todos y hasta la próxima.
Podéis descargar el track pulsando aquí: PABLOONCE

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

He puesto un filtro anti-spam. Los comentarios primero me los manda el blog a mi correo para aprobación y después se publican. Si cuando le dais a "enviar" aparece un mensaje arriba de la página, es que todo está ok. Vuestro mensaje aparecerá en breve.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons.