Páginas

sábado, 28 de mayo de 2016

2016 - GR-230 2ª parte de cinco - Serra de Engarcerán / A+ 609 m / 13 km

...






Para este sábado continuaríamos con la aventura del GR-230. En esta ocasión haríamos una segunda parte del mismo con otra ruta circular partiendo del Hostal de Agustino, seguiríamos las marcas del GR hacia el Sur para llegar al Mas de la Bassa Blanca. Pasado el Pou del Junqueret comenzaríamos una subida que nos llevaría a la Font del Mas d’Agut y a las masías que componen el conjunto y donde enlazamos con el GR la pasada semana.  



Comenzaríamos aquí el primer tramo sin GR para hacer la ruta circular, empleando parte del recorrido de la otra semana. Subiríamos por la pista hacia el Mas de Tomatera y pasaríamos el collado, haciendo un poco de trocha  hasta llegar al vallecito donde la semana anterior abandonamos el GR y retomaríamos las marcas.

Pasado el Pou de Victor y la Roca del Pou del Galliner, buscaríamos un lugar para almorzar entre la Caseta de la Gorda y la Covassa. Seguiríamos el GR hacia el Norte pasando por la Font de la Ballestera y la Font dels Solés y un poco más allá volveríamos a abandonar esta parte del GR para enlazar con la parte que nos devolvería a los coches.

Pasaríamos por la Font del Canalet y la granja del Porvenir y haríamos un tramo de carretera hasta la Ermita de Sant Marc, donde retomaríamos el GR. Pasaríamos por la Font de els Povets y haríamos una extensión hacia la derecha de unos 200 m para localizar la Font del Deseo en un tramo de ida y vuelta. Seguiríamos por el GR pasando por la zona de escalada de la Roca del Assester, el Pou del Mas de Domingo y regresaríamos a los coches.

Aquí podéis ver el vídeo de la Simulación de Vuelo sobre el track para que os hagáis una idea fiel del recorrido: 


Para llegar al punto de inicio seguiríamos la A7 hacia Castellón, después la CV-10 y nos saldríamos por la salida 33 (La Pobla Tornesa – Vall d’Alba) para tomar la CV-15. Pasaríamos la población de Els Ibarsos y a unos 6,5 km veríamos a la derecha un cartel de Hostal de Agustino. Nos meteríamos y en la primera calle a la derecha ya están las marcas del GR, donde aparcaríamos.

A la cita acudieron Mari, Pili, Ana, Jose, Miguel Arce, Vicente, Manuel Carlos y un servidor, dispuestos a disfrutar de otro agradable día de senderismo. En la misma esquina se encontraba el poste con las marcas del GR y a la temprana hora de las 7:15 nos pusimos a caminar hacia el Mas d'Agut.
 
 
En el camino que nos iría aproximando a las faldas de la montaña nos encontraríamos con algunos pinos de enorme tamaño, como el de la imagen.
 


 
 
Comenzamos a ascender de manera cómoda, con una temperatura ideal y protegidos del Sol por la sombra de la  montaña.
 

 
Hacia atrás íbamos viendo cada vez con mayor elevación la estupenda figura de la Sierra de Espaneguera.
 


 
Y un poco más a la izquierda la montaña que se empeña en salir en todas las crónicas de la zona de Castellón, el Penyagolosa.
 
 

El trazado del GR nos haría visitar un antiguo horno de Cal.
 

 




 
Viniendo hacia aquí con los coches habíamos tenido que atravesar una zona con mucha niebla y ahora, desde las alturas, veíamos cómo el mar de nubes lo cubría todo y fue persistente, porque durante toda la mañana las nubes consiguieron seguir agarradas a las zonas más bajas en la lejanía.
 
 
 
 
 
 
Primavera en estado puro.
 
 
 


 
Llegamos a la Font del Mas d'Agut, sin agua corriente, aunque sí en el pozo estancada.
 

 
 
El espeso mar de nubes al fondo, en el que las montañas que consiguen atravesarlo parecen islas.
 
 
 
 
 
 En toda esta zona abundan las casetas de pastor muy bien conservadas.
 
 
 
 
 
 
 
 
Pasamos el Mas d'Agut y llegamos al Mas de la Tomatera. En la primera parte que hicimos la semana pasada, como la pista pasa por el Mas y se escuchaban perros decidimos no acercarnos y bajar por las terrazas de los almendros hasta enlazar con una curva ya pasada la Masía. En esta ocasión sí que continuamos la pista de subida, pasando al lado del Mas, que no esta vallado. El perro nos ladró desde una de las ventanas, por lo que continuamos de una manera muy cómoda. Otra cosa será cuando esté suelto, aunque en ese caso el dueño no andará lejos.


 
Enlazamos enseguida con la antigua pista que nos cruzó sin problemas el collado y pasamos a la otra vertiente de la montaña. La semana anterior, cuando abandonamos el GR para llegar hasta aquí, lo hicimos campo a través subiendo por antiguas terrazas. Para esta ocasión había cambiado el recorrido desde casa mirando los mapas y la unión salió muchísimo mejor, ya que no hay que ir a la trocha ni subir por las paredes de las antiguas terrazas e incluso parece que haya un difuso rastro que se sigue muy bien, por lo que he cambiado este tramo en el track de la primera parte, haciéndolo así más cómodo.
 
 
Enlazamos sin problemas con el GR que venía del vallecito a la pista donde nos encontrábamos, al lado del Pou de Victor. Continuamos por la pista y pasamos por La Barraca de Perfecto (la conoceréis porque es "perfecta") y la Caseta de la Gorda. Veíamos allá enfrente la bonita población de Sierra de Engarcerán.
 
Ojo en este punto, ya que el track marcado en el mapa nos decía que siguiéramos recto, pero las marcas del GR nos indicaban que nos fuéramos por una pista a la derecha. Seguimos las marcas y vimos que la razón de que se haga este desvío frente a lo que estaba había previsto en un principio es la presencia de un buen montón de colmenas que habían colocado en la pista superior. Siguiendo las marcas no hay problema ya que se pasa por debajo de ellas y una vez superadas ya vuelven a coincidir mapa y marcas de nuevo.
 
A continuación vimos encima de nosotros La Covassa, una cueva o abrigo de grandes dimensiones y un poco más adelante, a la fresca sombra de una carrasca nos detuvimos a almorzar.
 

Una vez disfrutado el momento continuamos caminando hasta llegar a la Font de la Ballestera.
 
 




 
La font de la Ballestera tiene agua, aunque no para beber.
 
 
 
Continuamos hasta un cruce de pistas donde hay que coger la de la derecha para llegar a la Font dels Solés. Esta magnifica fuente tiene un lavadero anejo con un agua transparente que seguro que invita a meterse dentro en épocas de más calor y es la única fuente del recorrido que a estas alturas tenía un chorrillo corriente del que se podría beber o rellenar las botellas.
 
 
 
 
Continuamos caminando y más adelante abandonamos las marcas del GR que seguía recto para irnos por la izquierda y hacer nuestra ruta circular. Subíamos hacia la Granja porcina del Porvenir. Reconoceréis su cercanía por los característicos efluvios. No continuamos la pista para pasar por ella, sino que subimos por la senda de un barranquito en ascenso. Esta senda nos permitiría pasar por la Font del Canalet, también sin agua corriente. 

 
La senda nos llevaría hasta la misma carretera y continuaríamos un tramo por ella hacia la izquierda.
 
 


Por la misma carretera llegaríamos hasta el Coll de la Bandereta.
 
 
A la derecha se encontraba la Ermita de Sant Marc, aunque no es más que un Peiró de grandes dimensiones.
 



En el collado abandonamos la carretera para adentrarnos de nuevo por una bonita senda en descenso que, según lo previsto y las señales, nos llevarían a la Font dels Povets y a la Font del Deseo.
 
 
 

 

 
Mientras descendíamos podíamos ver en la otra parte del barranquito unas fajas con muy buena pinta, donde se encuentran unas pinturas del paleolítico, pero que quedaban lejos para nosotros.
 
 
Desde las  alturas un dron natural observaba nuestros movimientos.
 
 
 
 
Llegamos a la Font dels Povets o Pobets, con agua en su abrevadero y de la que manaban unas gotas por su fuente.
 
 

Continuamos atentos a un posible desvío por la derecha que nos conduciría a la Font del Deseo. Aunque en el Collado estaba anunciada, no vimos ninguna indicación más de la deseada fuente. En el lugar que me había marcado en el track para desviarnos tampoco se apreciaba senda a simple vista, aunque en la foto del satélite estaba clara. De todas formas, aunque algunos casi estuvimos a punto de emprender su búsqueda, ante las pocas pistas que se nos ofrecían y como ya estábamos cercanos a terminar, dejamos ese deseo para otra ocasión y continuamos bajando por la senda.
 
 
El caminar por esta senda nos ofrecía una visión tan amplia que cuando te detenías, los ojos tenían que acostumbrarse a intentar abarcar toda la extensión que se ofrecía a la vista, con una sensación de profundidad impresionante.
 
 
La senda aumentó la inclinación de  su descenso y en lazadas nos fue bajando por una zona rocosa.
 
 
 


 
Aún pasamos por otro lugar húmedo, el Pou de Domingo, con lavadero y abrevadero, aunque también sin agua corriente.
 
 
 
Y llegando a los coches volvimos a ver otro cartel anunciando la senda de la Font del Deseo hacia la zona de donde veníamos, aunque falte el que sería verdaderamente útil indicando el lugar del desvío hacia ella.
 
 
 
Sin más llegamos a los coches a una hora muy temprana y como todavía eran las doce del mediodía y estábamos cerca de Benicassim, Pili nos ofreció que nos desplazáramos hasta el camping donde tenían la caravana instalada y comer allí, siendo un estupendo broche de una magnífica jornada de senderismo en el mes de las flores.
No hagáis caso a la altitud acumulada que sale en el gráfico, que no está bien, son 609 m.
 
 
 
Un saludo a todos y hasta la próxima.
Podéis descargar el track de la ruta pulsando aquí: PABLOONCE
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

He puesto un filtro anti-spam. Los comentarios primero me los manda el blog a mi correo para aprobación y después se publican. Si cuando le dais a "enviar" aparece un mensaje arriba de la página, es que todo está ok. Vuestro mensaje aparecerá en breve.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons.