Páginas

sábado, 4 de junio de 2016

2016 - GR-230 - 3ª parte de cinco. Sierra de Engarcerán. / A+ 922 m / 19,19 km

...







Para este sábado seguiríamos con la aventura del GR-230. En esta ocasión haríamos la tercera parte del mismo con otra ruta circular partiendo esta vez de Els Rosildos. Seguiríamos las marcas del GR hacia el Sur para llegar al Cementerio y nos desviaríamos hacia el Este para acometer el paso de La Costera (ya os imagináis por qué se llama así).

Cruzaríamos la carretera y pasaríamos por la Font del Junquet recorriendo una preciosa senda que ya conocemos de cuando hicimos la ruta para subir al Saragossa y que nos haría pasar por la Roca del Figueral. Llegaríamos al Mas de Paula y cogeríamos una pista que nos llevaría al Coll de la Bandereta, donde estuvimos la semana pasada. Desde aquí haríamos una extensión circular de 1km en total contando la ida y la vuelta, en la que buscaríamos y, esta vez sí, encontraríamos, la Fuente del Deseo. La buscaríamos esta vez en dirección contraria, bajando desde el Coll por una senda que va hacia la fuente y continua para desembocar en el lugar donde debíamos haber visto nosotros la semana pasada el comienzo de la senda pero que, a lo mejor porque será difuso, no nos dimos cuenta. Y saldríamos casi en la Font dels Pobets, volviendo al Collado.


Haríamos el tramo de carretera en sentido inverso hasta la senda del barranquito por la que subimos y volveríamos a pasar por la Font del Canalet. Cuando llegáramos a la carretera inferior se habrían acabado las coincidencias con la ruta de la semana anterior.

 Nos dirigiríamos ahora a la población de Serra de Engarcerán, y por una frondosa senda que atraviesa una pinada visitaríamos el Roure Valencia y llegaríamos a la Font de l’Ombría. Iríamos ahora hacia el Norte pasando por El Peiró, l’Avenc del Coll d’Espina y el Tossal d’en Fosc. Seguiríamos hacia el Norte hasta llegar al Pla de la Creueta y bajaríamos por el precioso barranco que también conocemos, el Barranc de la Roca Roja, que nos llevaría al Mas de Cervera y a los coches.
 
Aquí podéis ver el vídeo de la Simulación de Vuelo sobre el track para que os hagáis una idea fiel del recorrido:



Para llegar al punto de inicio seguiríamos la A7 hacia Castellón, después la CV-10 y nos saldríamos por la salida 33 (La Pobla Tornesa – Vall d’Alba) para tomar la CV-15. Pasaríamos la población de Els Ibarsos y un poco más adelante Els Rosildos, donde aparcaríamos.
A la cita acudieron Manuel Carlos y un servidor, dispuestos a disfrutar de una estupenda jornada de senderismo. Estábamos a finales de mayo y en época de tormentas primaverales que aparecen y desaparecen al momento. Nos había llovido viniendo pero aquí estaba bastante despejado y se ve que había caído hacía un rato porque estaba la hierba mojada y le daba al ambiente ese aroma tan característico.
 
Aparcamos al lado de los paneles explicativos de las rutas y comenzamos a caminar hacia el cementerio.









Enseguida tomamos una bonita senda que en cómodo ascenso nos iría subiendo por La Costera hacia la Roca el Figueral.



Pasamos por la Font del Junquet, que tiene agua presionando un grifo.












Continuamos ascendiendo disfrutando del paisaje y con la maravillosa silueta de la Sierra de Espaneguera detrás de nosotros.









Por aquí las aliagas, que ya estuvieron en flor, ahora están cargadas de semillas que parecen pipas de girasol. Hay que ver con qué profusión se reproducen.






Ya veíamos allá al fondo a la derecha la caseta que se encuentra en el Coll de la Bandereta adonde tendríamos que dirigirnos después.


Y al subir una de las lomas tuvimos la primera visión de los acantilados de la Roca del Figueral.


Desde aquí se aprecian mejor nuestros próximos movimientos. Se ve la caseta del Coll de la Bandereta y el barranco por el que bajaríamos a media altura por una senda que buscaríamos y que nos debería llevar a la Font del Desig.



Llegamos a la Roca del Figueral, precioso lugar y sitio muy apreciado para la escalada.




La vez anterior que estuvimos aquí no estaba esta tirolina permanente que tiene muy buena pinta. Hay unos carteles explicando las instrucciones y precauciones de uso.





Allá arriba volvíamos a ver el puente tibetano que se suspende entre las formaciones rocosas, una vez superada la vía ferrata.












Al fondo veíamos cómo las nubes iban descargando caprichosamente por doquier y que en algún momento nos podría tocar a nosotros.




Continuamos caminando por esa maravilla de sendas dirigiéndonos ahora hacia la pista y vimos en un árbol las primeras cerezas maduras, pero estas tenían dueño y continuamos devorando el paisaje.








 
 

Llegamos a la pista y nos salimos un poco por la izquierda para acercarnos a la Ermita de Sant Marc. Tiene unos bancos que quedan bastante rústicos, hechos con bloques de hormigón sin lucir y enfrente un altar con tres piedras y un Peiró.



Llegamos al Coll de la Bandereta y vimos que el comienzo de la senda no se aprecia porque está tapado por este terraplén de tierra con el que pretenden hacer un mirador en ese punto. Se observa en la flecha de la piedra, cómo la senda iba en esa dirección.


Comenzamos el descenso siguiendo unas muy viejas flechas blancas que a veces eran difíciles de ver. De todas formas hay que dirigirse en diagonal hacia la cabecera del barranquito y después bajar hacia la pedrera inferior, por donde circula la senda que nos llevaría hacia la Fuente del Deseo.




Aquí la tenemos, sin agua corriente. Lugar para concentrarse y pedir lo que queramos. Es gratis.





Más adelante vimos otro afloramiento de agua. A esta zona también se le llama Les Fontetes, porque en sus tiempos habría varias por aquí.





Continuamos la senda hasta confluir con la que utilizamos de bajada la semana anterior y vimos lo cerca que estuvimos y no lo vimos. La explicación está en que bajando desde la Font del Pobet hay una señal a la izquierda del camino y al fijarnos en ella no vimos la que había en la derecha y que indicaba la senda tal como se ve en la imagen. Digamos que se encuentra "a contrapelo". Ocho personas pasamos por allí y no nos dimos cuenta ninguno.


 


Unos metros más arriba la Font del Pobet, con un hilillo inapreciable de agua.



Ahora subimos por la senda ya conocida hasta el Coll y después por la carretera, llevándonos a la boca brotes de  frescos espárragos que se criaban en los laterales hasta el comienzo de la sendita que nos haría pasar de nuevo por la Font del Canalet, sin agua corriente.
 
En el Coll de la Bandereta habíamos abandonado el GR para hacer nuestro tramo sin marcas y convertir la ruta en circular. Completaríamos el círculo cuando llegáramos a la senda del Roure Valencià.



En la pista inferior continuamos hacia la población de Serra de Engarcerán, viendo al otro lado del barranquito los restos del Molí de l'Om y aquí sí, a la vera de la carretera crecía un cerezo y pudimos probar las gemas rojas que comenzaban a estar maduras.



Cruzamos la población y cogimos de nuevo el GR camino del Roure Valencià.






En la parte alta de la pinada se encuentra una zona de juegos con los que Ángela hubiera disfrutado, pasarelas de madera colgantes y hasta un puente tibetano.



En esta panorámica se ve prácticamente toda la ruta de esta jornada. A la izquierda la caseta del Coll de la Bandereta y la Ermita de Sant Marc, en el centro la Roca del Figueral, abajo la población de Serra de Engarcerán y a la derecha el Barranco que nos llevaría entre el Tossal de l´Ereta y el Tossal de Saragossa al Pla de la Creueta y después a bajar por el Barranc de la Roca Roja.


Cogimos el GR y la senda de la Font de l'Ombría en dirección al roble.



Al lado mismo de la senda se encuentra un cercadito con puerta enrejada y candado custodiando un magnífico ejemplar de roble, propiedad del Colegio de Farmacéuticos de Castellón. La valla es baja y se puede admirar perfectamente desde fuera. Dentro del cercado, que está en pendiente, hay como unos grandes escalones corridos que bien pudieran servir para sentarse en grupos a admirarlo en silencio o para llevar a grupos escolares a dibujarlo...(derrape imaginativo). El lugar es muy fresco y agradable.

 







Un último vistazo al roble y continuamos por la senda hasta la Font de l'Ombría.






La fuente, muy transitada por el ganado, tiene agua corriente presionando un grifo





Pasamos más adelante por el Peiró y continuamos por su derecha ascendiendo y disfrutando de la senda y las vistas hasta el Mas de Gargallo.










Aquí comienza otra senda con un poco más de inclinación pero también llevadera que nos subiría por este precioso barranquito hasta el Pla de la Creueta.





Llegamos arriba y vimos a nuestra derecha la sendita que en 500 m nos dejaría en el vértice Zaragoza, pero como ya habíamos estado allí y hoy "íbamos a setas", continuamos ahora planeando hasta llegar al desvío, donde cogeríamos la izquierda para encarar todo el descenso del Barranc de la Roca Roja.
 
Nota:  "Van dos amigos vascos una mañana a coger setas al bosque, y de repente ve uno algo brillar en el suelo y al acercarse exclama:
- ¡¡¡Anda Patxi mira, un rolex y de oro, la ostia!!!.
A lo que el otro le contesta:
- ¡¡Anda tira eso!!
¡¡¿Aquí a que hemos venido?!!
¡¡¿A rolex o a setas?!! "
 
 






Este barranco es una preciosidad y lo recomendamos encarecidamente. Sólo transitar por él en ascenso, visitar el vértice y volver a bajar por el mismo sitio ya suponen un muy agradable paseo. El barranco es frondoso, fresco, en umbría y presenta una inclinación muy llevadera.
 
Os dejo con una sucesión de imágenes del tránsito del mismo que no puedo mejorar con mis palabras.















En este lugar tan agradable crecen a sus anchas varios ejemplares de tejo. Es un árbol protegido del que se calcula que sólo quedan 300.000 ejemplares en España. La ingestión de cualquier parte de este árbol es muy tóxica, sin embargo es muy apreciado por sus propiedades para la medicina.










¿Adonde miramos, abajo o arriba? A nuestra derecha se alzaban las paredes de los acantilados y vimos una canal muy atractiva que quizás pueda ser transitable. La guardaremos en la alforja de posibles rutas aventureras.


 




Esas rocas tan atractivas para nosotros, lo eran también para la colonia de buitres, que nos sobrevolaban con majestuosidad.

 



Aquí podemos ver a Manuel Carlos, que ante la proximidad del vuelo del ave preguntaba: ¿Lo has pillado?









Llegamos al poste que indicaba la presencia unos metros más arriba del Pou de Domingo, otro afloramiento sin agua corriente en este momento.



 


Encarábamos ahora el último tramo del precioso barranco. Nos lo estábamos tomando con calma disfrutando de todas sus sensaciones y nos daba pena que se acabara.






Aquí se encuentran un montón de cortas rutas de escalada perfectamente señalizadas con carteles.




Al principio del barranco se encuentran señalizadas todas las rutas de escalada.


Salimos del barranco y llegamos a la carreterilla que nos iría llevando hacia Els Rosildos, donde teníamos los coches. Nos habíamos salvado durante toda la mañana de los aleatorios chubascos que se estaban produciendo por la zona, incluso durante la mayor parte de la jornada habíamos disfrutado del Sol, pero la nube no nos iba a dejar escapar sin refrescarnos y veíamos al fondo cómo la cortina de agua iba a ser inevitable.
 
Sacamos los paraguas y caminamos bajo la lluvia al más puro estilo Gene Kelly, una lluvia de primavera, fina, tranquila, fresca, que volvía a llenar de aromas el aire y que tampoco duró mucho.




Sin más llegamos a los coches dando por terminada una ruta que, a pesar de llegar casi a los 20 km, se nos ha hecho muy amena y nos hemos quedado con ganas. No nos ha parecido dura en ningún momento y seguro que ha ayudado el haberla hecho en esta época, mayo, uno de los mejores meses del año para recorrer nuestras montañas. Una ruta muy recomendable.



Un saludo a todos y hasta la próxima.
Podéis descargar el track de la ruta pulsando aquí: PABLOONCE




1 comentario:

  1. Buena ruta, me la apunto para el año curso que viene.

    ResponderEliminar

He puesto un filtro anti-spam. Los comentarios primero me los manda el blog a mi correo para aprobación y después se publican. Si cuando le dais a "enviar" aparece un mensaje arriba de la página, es que todo está ok. Vuestro mensaje aparecerá en breve.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons.